Cuidado con los labios

0
511

 

Cuando realizamos deportes en condiciones extremas, es fundamental preocuparnos de todas las zonas de nuestro cuerpo, especialmente aquellas que quedan más expuestas a las condiciones climáticas.

Los labios son parte importante de este cuidado, sobre todo porque no poseen la misma piel que el resto de nuestra cara.  De hecho, están formados por una semimucosa con una finísima capa córnea que no los protege totalmente del exterior. No posee una buena termorregulación debido a la falta de glándulas sudoríparas y no tienen glándulas sebáceas que formen un film hidrolipídico eficaz. Además, al carecer de melanina, se queman con facilidad. Por eso al no cuidarlos de manera correcta es frecuente tenerlos secos, descamados y agrietados.

image

El producto principal para su cuidado es el bálsamo labial. Si tiene filtro solar, te asegurará un mejor estado de tus labios más tiempo; con color, te garantizará un aspecto más radiante.

Los enemigos de unos labios bonitos son variados. Por ejemplo, con el paso del tiempo el colágeno natural que los hace voluptuosos va disminuyendo hasta dejarlos finos, secos y rodeados de finas líneas. Exponerlos de manera agresiva a las condiciones ambientales como el sol, viento, frío y calor excesivo los secan y deterioran. El tabaco y el constante movimiento al que los sometemos cuando hablamos y gesticulamos provocan su envejecimiento prematuro. Además, la saliva rompe su mínima protección.

image

Es importante prevenir todos estos daños. Para lo anterior debes intentar mantener tus labios hidratados y protegidos siempre, especialmente con temperaturas extremas. Cuando vayas a comprar un cacao o “lip balm”, debes fijarte que tenga ingredientes como cera de abeja, manteca de karité, vitamina E, aceite de almendras, de jojoba o de coco. A veces es difícil conseguir una hidratación constante, para estos casos puedes recurrir al tratamiento nocturno. Antes de dormir, pon una buena capa de cacao. Durante el sueño, la capa más externa se renovará y, por la mañana, será fácil de retirar con una toalla húmeda. No fumes, el tabaco provoca arrugas en el contorno de los labios. La nicotina impide la correcta oxigenación de las células y además el gesto de aspirar el humo hace que se formen arrugas en el labio superior. Busca barras de labios que además de dar color protejan, nutran e hidraten.

image

Un tratamiento casero que ayuda a eliminar pieles secas es frotar de manera suave los labios con un cepillo de dientes. Si usas exfoliantes especiales para labios, recuerda que sólo se deben utilizar una vez a la semana para no erosionar la fina piel que los recubre.

image

Por Andrea Solís

Fotos: divulgação